5 pasos para comer vegano

Publicado por Administración Wellness Store en

 

Una alimentación vegana es la que excluye cualquier tipo de ingrediente de procedencia animal, ya sea carne, pescado, huevo, leche, sus derivados, o miel.

Comer vegano no es solamente dejar de consumir productos animales, uno debe hacerlo con conocimiento para no sentirse débil ni falto de ningún nutriente. Por eso en todo momento te aconsejamos que recurras a fuentes de información fiables y te asesores de la mano de profesionales de la nutrición que puedan guiarte.

Se trata de llevar a cabo cambios pequeños pero que hechos constantemente pueden tener un gran impacto. Ayúdate de ellos para iniciar el camino. Cuando un paso se convierta ya en hábito, incorpora el siguiente. Verás que pronto comer más vegano será un acto instintivo.

1~ Leches vegetales

Cambiar la leche de vaca por leches vegetales como la de almendras, arroz o avena es uno de los primeros pasos más sencillos hacia una alimentación vegana.

2~ Proteína vegetal

Aprende a amar las fuentes de proteína vegetal como las lentejas, las alubias, los garbanzos, la quinoa  y las semillas de cáñamo  o de calabaza. También puedes incluir proteínas veganas en tus batidos de la mañana, la marca Sun Warrior es nuestra favorita.

3~ Incorpora batidos saludables

Los batidos son una excelente opción saludable para sentirnos saciados y obtener un rico sabor dulce e incluso textura crujiente. Prepáralos con leches vegetales, vegetales de hojas verdes, proteína vegana, superalimentos como: maca, açaí, semillas de hemp, camu camu, cacao en polvo, nibs de cacao, spirulina. Intenta no hacer de tus batidos una bomba de azúcar, se recomienda que la fruta no sea mas de la mitad de los ingredientes en un batido. Para un toque más “crunchy”, añade semillas o frutos secos a trocitos dentro del batido una vez ya triturado. Puedes añadir un sobre de Nutrimix.

4~ Equilibra tu plato

Busca rellenar tus platos con la ½ o ¾ de vegetales. Esto te asegura la ingesta de una buena cantidad de nutrientes y fibra, que te saciarán y que ocuparán el espacio de aquellos ingredientes no tan nutritivos. Estarás reduciendo la cantidad de los alimentos que tienen una densidad nutricional inferior, mientras te llenas de vitaminas, minerales y antioxidantes. El resto del plato (½ o ¼) debería estar formado por proteína vegetal: legumbres, semillas, frutos secos o algas y cereales o tubérculos. Y todo ello decorado con grasas saludables. Un plato ejemplo sería ¼ de plato con ensalada verde, ¼ de plato con brócoli al vapor , ¼ de lentejas al curry y el último ¼ maíz tierno con cilantro y limón. Todo ello decorado con ½ aguacate laminado. Tendrás una transición más agradable si te enfocas en la abundancia de los alimentos que vas a comer y no en los que vas a estar reduciendo o eliminando. Así que piensa en todos los preciosos y coloridos alimentos con los que vas a llenar tu plato.

5~ Recolecta recetas Tener tus 5-10 recetas veganas favoritas a mano elimina el esfuerzo extra y te ahorra tiempo de estar buscando constantemente una nueva receta. Encuentra recetas que tengan ingredientes básicos para poder preparar rápidamente un plato. Esto te hará sentir confianza en la cocina, saber que en nada puedes preparar una comida saludable y deliciosa sin tener que pensar demasiado. Aquí podrás encontrar muchas recetas, fáciles y muy saludables 

¡Compártenos cómo te va con este reto!


Compartir esta publicación



← Publicación más antigua Publicación más reciente →


Dejar un comentario